Por la mañana cuando me levanto.........(centroeuropa 2012)

 

¿Europa vive?

Anoche en Genk (Bélgica) donde los belgas dejan de ser belgas para convertirse en flamencos, me costó casi dos horas encontrar un lugar a precio razonable donde dormir, no había nadie a quién preguntar. Las calles parecían el escenario de una película de zombies, pero sin zombies. Al final, después de interminables vueltas veo un restaurante con un cartel en pequeñito que decia “Hotel” propiedad de unos españoles. Es mi sitio, por fin algo de calor humano. Acabo cenando con ellos y hablando inevitablemente de la crisis y de los emigrantes.
Hace bastantes kms que llegué a esa Europa donde cambias de país y no te das cuenta. Donde es difícil distinguir una lavandería de un taller mecánico. Donde cagar vale 70 céntimos. Donde todo cuesta, y mucho. Donde alguien te abre la puerta con cara de pocos amigos diciéndote que el hotel es la puerta de detrás y en esa puerta de atrás te recibe la misma persona sonriendo. Donde lo que no cuesta dinero, no vale nada. Esa Europa donde el que no corre vuela. Donde solo los listos se hacen ricos. Donde “listos” va entre medias de preparados y ya. Donde la prisa no mata. Donde las calles están vacías. Donde la gente vive en sus madrigueras huidizos ante cualquier presencia. Donde solo salen cuando se ve el sol. Donde llueve sin necesidad. Donde la lluvia es tristeza. Donde parece que regalan los BMW. Donde lo moreno es extraño. Donde África empieza en los Pirineos. Donde entras en un bar y casualmente los que te reciben con una sonrisa son extranjeros. Donde todo, incluso la naturaleza, está asquerosamente ordenado. Esa Europa donde después de un mal día, al levantarme descansado a la mañana siguiente veré a todos y a todo de una manera muy distinta.
Fiel a la filosofía autoimpuesta, esta mañana decidí ante las previsiones meteorológicas, saltarme Alemania y tirar directamente hacia Praga.desde Genk(Bélgica) hasta Plzen(R. Checa) han sido casi 800 kilómetros. 11 horas sobre Burrita y 10 y media bajo la lluvia. Y si esto fuera poco una diarrea con muy malas intenciones ha convertido un gran día de moto en un día de m..rda. Espero se pase pronto y me deje viajar en paz, si no, se va a convertir en una tortura para mi.
¿ Burrita?, mucho mejor que yo, gracias a dios. Nunca se pone mala, ni se queja. Es lo más bonito del mundo entero.
Hoy he jugado la partida de bolos más larga y peligrosa de mi vida, yo era el bolo al que los Mercedes y BMW tenían que derribar . Estas autopistas supertransitadas son casi un suicidio para un vehículo que circula a 95 km/h, pero en un dia tan malo en todos los sentidos no tenía otra opcion. Ya se que direis quedate quieto y descansa, pero ni estas condiciones puedo quedarme parado, siempre he sido asi. Además quería huir de la borrasca que tapa Alemania y esa zona norte.
Me levanto en una ciudad de la que no se nada, solo su nombre Plzen y que encontrar hotel con wifi no fue nada sencillo. Voy a desayunar, que es tarde y decido donde ir ……………………

Ayer, fue un día de mierda.

Burrita "never walk alone......"


No dejó de llover en ningun momento, parezco un astronauta.


Entrada en República Checa

 

 

 

11-04-2012

Por la mañana cuando me levanto........

Acabo de entrar entrar en la habitacion de la pensión Zuzana en Trencin (Eslovaquia). 20 euros con parking y wifi. Que más puedo pedir????? Solo una cosa que llegue la señal hasta la habitacion. Ni siquiera tumbado en el suelo lo pillo, estoy en el rellano de la escalera y sin enchufe. Me ha traido a esta pension, que está muy bien, mi amigo Jakub, un chavalillo encantador de tan solo 18 añitos y un loco de la marca Derbi. Tiene la única Terra adventure de su país y su primo una Derbi senda 50cc. Unos autenticos derbinianos. Tuvo que irse a Alemania a comprarla, ya que aquí no hay distribuidor. Eso es amor a una marca y lo demás gilipolleces.
En esta foto podeis ver lo que el ha llamado "el momento histórico" Dos Derbi Terra juntas en Eslovaquia. A ver si me oye alguien de Derbi y me pasa un par de camisetas para mandarselas a estos chavales.
A pesar de mis consejos, mañana se va a saltar las clases y va a ayudarme a buscar unos neumaticos para Burrita, estan en las últimas y aqui la marca mitas está tirada de precio por 85€ cambio las dos. Es que si no, como le de por llover va a ser divertido. Pensé que aguantarian hasta España. Pero el desgaste en estos mas de 3000kms que llevo ha sido exponencial.



Hoy 100 kms desde Plzen ( donde dormí ayer, que sin saberlo es Pilsen, donde la cerveza) hasta Praga. ¿¿No os dije que no me entero por donde paso?? Pues es verdad.
Unas horas en Praga. No soy amigo de en un viaje de moto meterme en ciudades grandes, pero esta tiene algo especial, como la canción, ponedle música vosotros "PRAGA TIENE UN COLOR ESPECIAAAAAAL......."
La plaza de la ciudad vieja es otra preciosidad como la de Bruselas. Hasta las patas de gente, hasta las patas de españoles y hasta las patas de policias.
Vayas por la cale que vayas hay algo que llama la atención. Volveré con la familiy.

Puente de Carlos en Praga

Yo que no bebo cerveza me piro hasta la cerveceria mas famosa de Chequia, supongo que un lujo para los entendidos. Para no desmerecer la visita. He comprado una birra autentica de alli para tomarla en un buen momento.


 

Desde Praga 350 kms hasta donde me encuentro, Trencin, (dadle al google y vereis que peazo castillo tiene. mañana cae una visita).
Hoy, el humor me ha cambiado, es decir mi humor y mi culo van en paralelo.
No ha llovido ni una gota, incluso el sol ha tenido un pelín de fuerza, pero el viento se ha encargado de quitarsela. Ha habido momentos en los que me sentía como un pelele zarandeado, sobre todo llegando a la frontera con Eslovaquia. Es zona de media montaña y se ha notado el descenso de temperatura.
Me molan estos paises en desarrollo. Lo que no es viejo es totalmente nuevo. La gente sonríe. Las chicas sonríen. En estos países tengo la ¿falsa? sensación de que desde las auopistas se puede ver el paisaje y desde las carreteras puede verse y tocarse. No está todo tan ordenado, en algunos lugares hay cierta decadencia. Las mujeres están........ upssss. ......son bellísimas. Los coches adelantan como se les pone. Los camiones arriman cebolleta.
Hoy he hecho de extra especialista en una peli. Iba yo cantando "tain gos bai, so esloli" , es decir. El "time goes by, so slowly" de la teremoto de Alcorcón y me adelanta un trailer, muy pegadiiiiiiiito a mi, en lo que queda de asfalto un furgón grande adelanta a la misma vez al trailer y para rizar el rizo a la escena, un Mercedes adelanta al furgón y a los otros que estabamos por alli. Cuatro en paralelo y tan tranquilos, ni siquiera el coche que venía de frente nos ha inmutado. Yo estaba tranquilo, eso solo puede pasar en un rodaje,¿no?
Por lo demás, qué bello es vivir y viajar y hacerlo sobre una moto y hacerlo sobre Burrita y vivir para contarlo y enchufarse aquí y teneros ahí y tener amigos por el mundo y tener dos angelitos conmigo en cada momento y que viva la madre que me parióooooooo.
Incluso ya me caen bien los rubios del primer mundo y es que no hay nada como hacerse un exorcismo a base de Cocacloacas y echar el bicho.
Y en este rellano de escalera estoy disfrutando del momento. Putos wifis.......

 
 

Momento del paso de la inexistente frontera entre Chequia y Eslovaquia. Y la celebración con Burrita de su país número 20. Como se lo pasa la jodía!!!!!!!!!!!!!!

 

 

12-04-2012

 

POR LA MAÑANA CUANDO ME LEVANTE...............................

Hoy he conocido un ángel.

Quiero empezar el tostón de hoy con el ángel húngaro que he conocido hace una hora. Krisztina se llama y curra en la recepción del Hotel Zentral de una ciudad en la que he caido por casualidad, que es algo así como Wiener Neustadt (Austria).
Cayó la noche y empezé a buscar un sitio para dormir. Empiezo buscando lo más tirado de precio y según voy desesperándome al no encontrar algo a precios asequibles voy subiendo el listón hasta que si no me queda remedio aflojo la cartera entre sollozos. Como no encontraba nada, estaba pensando conducir toda la noche y mañana ya veríamos (no sería la primera vez que lo hago, me molan esas absurdeces), cuando veo un cartel de Hotel Zentral. Allá que voy, me meto sin darme cuenta en una calle peatonal hasta la puerta, buena pinta y en toda la plaza del ayuntamiento de la ciudad, esperaba una clavada, pero no ha sido tanto, 55€ con breakfast.
Pero había un problema, no tienen parking y en la plaza no se puede, todas las calles de alrededor peatonales,¿y donde dejo yo a Burrita?.
Y ahí empieza su trabajo mi ángel húngaro. Qué ganas de agradar, que disposición para solucionar problemas, que simpatía, que sonrisa más clara y sincera. Me ha buscado un trastero para aparcarla a riesgo de la bronca de su jefe.
Qué gustazo encontrarse gente buena. Nos hemos dado los facebooks. Se ha querido hacer una foto conmigo y de paso hemos hecho publicidad del hotel. Ya sabéis, si venis por aquí, decid que vais de mi parte,jejejeje.


He pasado el día en Trencin (Eslovaquia) con mi amigo Jakub, ya sabéis la historia. Tiene la única Derbi Terra Adventure 125 de su país y como pasaba por aquí, pensé en parar a conocerle en persona.

No estaba en el guión cambiar neumáticos en el camino, confiaba en que aguantarían todo el viaje, pero los zapatitos de los domingos de Burrita estaban "patirarlos". Le he comprado unos de mercadillo por 85€ el par y que seguro nos llevan sin problema a casita.
Si supiera que no iba a llover les había aguantado, pero habiendo tenido un par de avisos de tragar saliba con la nuez subiendo lentamente, he preferido romper el cerdito y no jugarmela. También os digo que si no llego a enterarme de ese precio en Trencin (Eslovaquia) llegan a casa como me llamo yo Aurelio.
Avisé a Jakub el día antes para que las encargara y hubo suerte, llegaron a tiempo, incluso tuve que ir a por ellas al almacen del transportista.


 

Otra prueba más de mi caraja a la hora de viajar en moto, es que no me entero de nada. He leido, he escuchado programas de radio acerca de un personaje siniestro y resulta que la tronca era de pr aquí (Trencin, Eslovaquia). Me refiero a la "sangrienta" condesa Erzsébet Bathory.
Os pego una introducción de la buena moza.
"7 de agosto de 1560 - Castillo de Čachtice, actual Trenčín, Eslovaquia, 21 de agosto de 1614), aristócrata húngara, perteneciente a una de las familias más poderosas de su país. Ha pasado a la historia por haber sido acusada y condenada de ser responsable de una serie de crímenes motivados por su obsesión por la belleza que le han valido el sobrenombre de «la Condesa Sangrienta». Erzsébet tiene el récord Guinness de la mujer que más ha asesinado en la historia de la humanidad con 630 muertes."
Mataba niños y chicas jóvenes para beberse su sangre en la creencia de nunca envejecería.
No es el castillo de la foto (este es el de Trencin), al que hemos subido hoy. Madre mía la paliza con la ropa de gladiador subir esas cuestas. Lo poquito que queda del castillo de la chupasangre está muy cerca de esta ciudad, pero queda muy poco en pie. Venga una historieta para los que no la conocieran.

Esta tía se está pasando. Ayer hizo su país número 20 y hoy va y se hace el 21.
Pasabamos por allí y dijimos, ¿entramos en Hungría?


Perdonad la mala educación de hablar con la boca llena, pero tenía un hambre y unas ganas de hablar.................


Buscando hotel o un lugar donde dormir, me salgo de la carretera siguiendo unos carteles de varios hoteles. Y me encuentro con este panorama lúdico-festivo húngaro, muy cerca de la frontera austríaca. Los hoteles no eran para pasar la noche tranquilamente. Continué mi búsqueda.


 Otra frontera más y van............


 

Hay que seguir las señales del cielo. Yo lo hago y me llevan hasta Wiener Neustadt, donde me esperaba mi ángel de la guarda, que ya conoceis.



Plaza central de la ciudad austríaca de Wiener Neustadt, donde se encuentra el hotel donde dormiré hoy.

 

14-04-2012

Por la mañana cuando me levanto...............

Acabo de parar hace un ratillo, después de un día de los míos, de los que me gustan y que para muchos son totalmente absurdos, pero es lo que hay.
Casi 800 kms, en marcha desde las 7h30, hasta las 20h30. Salí de Wiener Neustadt en Austria bajo una lluvia intensísima y frío, mucho frío.
Mi intención era seguir el consejo de mi amigo Carlos Gohringer Barrenechea, y visitar el campo de Jasenovac a 90 km de Zagreb. Me contaba que no ha trascendido a la historia, pero ese campo croata (gobierno colaboracionista con los nazis) fue el tercero en número de victimas, por encima de muchos de los otros más conocidos. Mil gracias Carlos, queda apuntado para un viaje futuro por Los Balcanes.
Al final, debido a esa lluvia, decidí tirar cruzando Eslovenia por autopista hasta la capital, pero no se donde me despisté y creyendo que iba bien, me estaba yendo por el sur de Austria paralelo a la frontera con Eslovenia. Pero no hay mal que por bien no venga. Ese bendito error me ha traido el regalo de ir saliendo y entrando de Austria hacia Eslovenia por carreteras de montañas espectaculares.
Me retracto de una frase que dije hace unos días sobre lo asquerosamente colocado que está todo en esta Europa, incluso la naturaleza. Pues lo retiro, esta zona de Austria y Eslovenia, es sencillamente increible. Parece poco explotada, un paraiso para andar en moto, buen asfalto, soledad, verde, mucho verde, montañas, ríos, pueblos de ensueño, una maravilla. Y encima dejó de llover.
Después del orgasmo austro/esloveno entré en Italia por Tarvisio, dirección Udine.
Ya lo dije, en Italia las 125 tienen prohibido las autovías, autopistas y la mayoría de vías rápidas, es una tortura medieval intentar avanzar por las nacionales y secundarias. Las odio. Rotondas, pueblos, ciudades, atascos, conductores suicidas,etc.
No me pregunteis donde estoy que no tengo ni idea, es un pueblo entre Venecia y Róvigo, que tiene muchos hoteles con aguas termales. Por cierto, la señal wifi solo se coje sentado en el suelo de la entrada, creo que esto debe ser una maldición en este viaje.
Mañana iré a Pisa y repetiré visita al museo Piaggio para tirar de las orejas a Dulcinea, la vespa con la que Antonio Veciana Ferrus y Santiago Guillen en el año 1962 dieron la vuelta al mundo en 79 días y que hace los 50 añitos. Para el que no lo sepa, esa Vespa fue decorada por Salvador Dalí y está expuesta el Pontedera (Italia)

Podría cambiar el nombre al viaje y llamarlo "12 días, 12 países"
No lo había pensado antes, he hecho recuento de los que han sufrido nuestro azote y han sido DOCE. Para Burrita han sido siete nuevas muescas que hacer en el carenado. Luxemburgo, Bélgica, Holanda, R. Checa, Eslovaquía, Hungría y hoy Eslovenia. Lo cierto, es que puede decir que ha pisado asfalto de cada uno de esos países. Y van 22.................................



A las vacas les van las burritas. Y si no preguntadselo a estas eslovenas.

Esta foto es imposible, como los diseños y dibujos de M.C. Escher.



 

16-04-2012

Por la mañana cuando me levanto.................

 

Esta vuelta a casa decidiendo que ver, que hacer, donde ir,  en el momento de abrir los ojos cada mañana, me ha aportado otra forma de viajar, desconocida para mi hasta ahora. Siempre he salido de casa con un objetivo claro que alcanzar y aunque entre medias del punto de salida y el de llegada no supiera lo que me voy a encontrar; la consecución de ese objetivo me imponía una obligación que cumplir (bendita obligación).

No se hacer las cosas de una forma sencilla y cómoda, en mi vida cuando me planteo algo, lo hago de tal manera que siempre me requiera un esfuerzo conseguirlo, que se convierta en un reto para mi. Y con la moto ocurre tres cuartos de lo mismo. Aún cuando intento autoconvencerme antes de subirme a la moto de que hoy voy a hacer pocos kilómetros, me lo voy a tomar con calma, algo dentro de mi, como si de un posesión se tratara me obliga a continuar un poco más y un poco más. No importa la lluvia, ni el viento, ni la distancia, precisamente todo esto sirve para que la exigencia personal aumente. Para muchos puede sonar absurdo, quizás lo sea, pero entiendo que esto de viajar no es una competición, no hay unas reglas establecidas que cumplir y que hay tantas formas válidas de emprender un viaje como viajeros por el mundo.

Creo que la culpa de todo esto lo tienen los años de entrenamiento cuando practicaba atletismo y montañismo. Estos eran muy duros, requerían mucho sacrificio y unas grandísimas dosis de fuerza de voluntad e ilusión. Esas actividades me enseñaron a sufrir y casi a disfrutar sufriendo y creo que eso lo traslado a muchos aspectos de mi vida que  me han llevado a una máxima  "sin esfuerzo no hay recompensa".

En definitiva, y lo que quiero transmitir es que me gustan las palizas encima de la moto, me gusta ese cansancio que siento cuando todavía sin haberme quitado las botas me tiro en la cama de un hotel o en la esterilla dentro de una tienda de campaña y repaso el día de moto que dejo atrás. Me siento merecedor del descanso y satisfecho por los paisajes acumulados desde el asiento de mi Burrita en el disco duro de mi memoria para siempre. No soy un turista, poco me interesan los grandes monumentos o las ciudades, lo que realmente me atrae y de una forma casi obsesiva es una carretera, un camino que recorrer , y es que por encima de todo me gusta andar en moto, cualquier moto, solo necesito dos ruedas y los caballos suficientes para ponerme en movimiento.

Algo menos de 300 kilómetros me han regalado las atestadas carreteras italianas desde Rovigo hasta Pisa. La lluvia no ha querido perderse mi marcha y me ha acompañado todo el día.

La prohibición de circular motos de menos de 150cc por autovías, autopistas y vías rápidas obligan a la tortura de cruzar  continuas poblaciones, miles de semaforos, cientos de atascos. Algo que convierte el recorrer un maravilloso país en un castigo inmerecido.

Conociendo esta circunstancia madrugo para llegar con tiempo a Pisa de ver a Dulcinea, la vespa con la que Antonio Veciana y Santiago Guillén dieron la vuelta al mundo hace 50 años. Ya la había visitado anteriormente, pero estando aquí y en el aniversaria de aquella gesta no podía pasar de largo. Después de casi siete horas para hacer esos 300 kms llego a la puerta del museo Piaggio, donde está expuesta. Pero mi gozo en un pozo, Dulcinea, que nació para viajar, no se encuentra en el museo, se aburría y ha salido unos días para asistir a una exposición de Dalí e Roma, no en vano, lleva la firma del genial artista catalán. Con un poco de decepción agoto las horas que me faltan para tomar el ferry de vuelta a Barcelona hasta Génova. 24 horas de travesía movida por el estado del mar y ya solo me quedan 700 kilómetros para llegar a mi casa, pero esa es otra historia.

 Os iba a colgar la foto tipica de la burrita con la famosa torre, pero prefiero mostraros a la otra torre inclinada de Pisa, la olvidada, la fea, la modesta la que siempre será la otra. La torre de la iglesia de San Michele. Aun hay otra mas pero con mucha menoa inclinacion y esta en una calle estrecha y casi no se aprecia la torre de la iglesia de San Nicola.

No puedo resistirme a la típica foto con la torre de Pisa